A diferencia del resto de los animales
El hombre aprendió a disfrutar del sexo
no solo con la intención de reproducirse
sino tambien por puro placer

A lo largo de los siglos, ese deseo se ha refinado
hasta el punto de que se podría decir
que sin sexo, no podriamos vivir
Aqui encontraras todo lo que puedes ser
todo lo que eres, aunque aun no lo sepas
y te convenceras que el sexo, forma parte de ti

lunes, diciembre 05, 2005

sueños humedos 0


Habiamos quedado para vernos, tu venias a Barcelona por un congreso, y después de nuestro ultimo encuentro en la playa, estabas con muchas ganas de que nos vieramos, ibas a estar todo el dia ocupada en el congreso, pero me enviaste un sms al movil, diciendome que podiamos quedar hacia las 21 en tu hotel, y podiamos salir a cenar algo, el dia paso lentamente, yo tambien tenia unas ganas inmensas de verte y de estar contigo, y te habia estado contando cosas que me gustaria hacer juntos, pero esta vez, por mi cabeza rondaban cosas muy diferentes…y que seguramente te sorprenderian pero por otro lado estaba totalmente seguro que te encantarian, habiamos llegado a un nivel de cariño, de complicidad y de ternura y confianza que al principio de hablar contigo no sabia si llegaria a alcanzar.
El caso es que llego la hora y me asegure que tenia reservada la habitación en el sitio que yo queria, puesto que por haber muchos conocidos tuyos en el hotel, no querias que pudieran verte entrar en tu habitación conmigo, y cuando llego la hora yo ya estaba vestido y acicalado para ir a verte, y cogi mi coche y Sali en tu busca.

Cuando llegue a la recepcion del hotel, ya estabas alli, te habias vestido con un vestido corto, un palmo por encima de las rodillas, de color azul con un estampado veraniego, sin mangas y con un escote en pico no muy exagerado, estabas preciosa alli sentada en la butaca, con las piernas cruzadas y mirando hacia la puerta, una sonrisa ilumino tu cara al verme y te levantaste para acercarte a mi, nos saludamos con un beso en cada mejilla, y salimos del hotel mientras cruzabamos las tipicas palabras de cómo estas, que tal tu dia, estas muy guapa…ya al subir al coche y estando solos me agradecistes que hubiera estado tan cortes, puesto que habia varios amigos y conocidos tuyos en recepción, y que tenias muchas ganas de verme y que tenia preparado, sonrei y te dije sorpresa, de momento iremos a cenar, y te lleve hasta una pequeña trattoria llamada il consigliere, donde tenia encargado ya el menú, un antipasto de verduras y setas en vinagre, no demasiado fuerte ni acido, un plato de rissotto al tartufo, i carne salata, parecido al carpaccio de ternera, pero pasado por la plancha vuelta y vuelta, con una salsita de frambuesa, y de postre un tartufo casero. Todo ello regado con un lambrusco rosado muy suave y fresco….los platos no eran abundantes y no ibamos a quedar demasiado llenos, mientras comiamos, y sorprendida del menú me fuiste contando como habia ido el dia, las charlas del congreso, la exposición que habias hecho, que te habias puesto colorada, y que no podias dejar de pensar en el momento de vernos, que el dia habia pasado muy lentamente y que estabas ansiosa, y tambien excitada, y volviste a ponerte colorada por estar conmigo. Disfrutamos de la charla, del menú y el camarero al finalizar y traernos dos expresos nos pregunto si deseabamos un chupito de algun licor, yo le pedí una grappa para mi helada, y aunque se que tu no tomas alcohol, me permiti pedir un dedito de galliano helado tambien, para que lo probaras…me miraste con un mohin de reproche sonriente, diciendo, no querras emborrarcharme verdad? Y te reiste, te conteste que no, que yo queria que fueras perfectamente consciente de todo lo que iba a suceder en todo momento, y supongo que mis ojos fueron muy explicitos, porque sin borrarse la sonrisa de tu cara, volviste a ponerte muy pero que muy colorada.
Nos sirvió los licores en unos vasitos pequeñitos, y tan solo escanció medio dedo en el tuyo, aunque dejo la botella sobre la mesa por si te gustaba y deseabas probar algo omas, levantamos los vasitos y brindamos, por nosotros, bebi mi grapa en dos sorbos y tome mi café, mientras tu llevabas a tus labios el vasito con galliano, de un hermoso color dorado, y bañando el vasito en rocio de la condensación por el cambio de temeperatura, lo probaste sin estar demasiado convencida, pero al primer sorbo dubitatibo y lleno de precaucion siguió otro mas en que lo bebiste todo, y tu cara reflejaba que te habia gustado, no era dmasiado fuerte, muy aromatico y dulce sin empalagar, y fresquito sonreiste y dijiste que te habia gustado, pero que no tomarias mas, mirandome a los ojos repetiste….quiero ser perfectamente consciente de todo lo que vaya a suceder….y me mandaste un beso desde tus labios…llame al camarero, pague la cuenta y te pregunté si confiabas en mi, respondiste que si, que totalmente. Entonces te comente, cuando lleguemos te vendare los ojos, y posiblemente tarde bastante en quitarte la venda, si en algun momento te sientes incomoda por no poder ver, dimelo y te la quitare, pero creo que todo lo que tengo pensado perderia mucha magia si retiramos la venda de tus ojos, volviste a ponerte colorada, pero me dijiste que confiabas en mi y que si querias que fuera asi, lo harias, pero que si te sentias incomoda, aunque se perdiera esa magia, querrias que te la quitara, y te prometi que asi seria, nos levantamos, y salimos del restaurante, para caminar en direccion contraria a donde teniamos el auto, y llegamos a un edificio, llame al timbre y nos abrieron lapuerta, entramos y tu ibas cogida de mi brazo con tu cabecita apoyada en el, caminabamos despacio, llegamos al ascensor y al entrar te abrace y te besé, nos estuvimos besando hasta llegar al cuarto piso, en un beso largo, sentido, intensisimo que a ambos nos acelero el corazon, en ese beso nuestro deseo nuestro cariño era latente, y las manos acariciantes de ambos tambien lo demostraban, al pararse el ascensor un señor vestido de negro nos estaba esperando con una llave en la mano, y me la entrego, desapareciendo al instante, mire el numero del a llave, y sacando un pañuelo negro de raso del bolsillo me gire a ti, y te dije, a partir de ahora te vendare los ojos cariño, en el momento en que lo desees te la retirare….y luego de volver a besarte, te gire para vendar tus ojos sin que pudieras ver nada, me coloque tras de ti y e susurré al oido, yo te guio, no te preocupes, no hay ningun obstáculo, y empezamos a caminar hasta llegar a la puerta. La abri y te hice entrar cerrandola al pasar.

Te hice avanzar hasta el centro de una sala grande, no habia obstáculos, y tu no sabias que habia en ella. Cuando llegamos a donde queria te susurre al oido, que te queria con locura, y que alguien que te quiere nunca te hara nada que no desees, contestaste en un susurro, que lo sabias, y que confiabas en mi, y que en aquel momento estabas deseando sentirme…te bese la mejilla y la nuca y mis manos bajaron muy lentamente la cremallera del vestido empezando a mostrar la belleza de tu espalda, no llevabas sujetador, tampoco lo necesitabas y sabias que a mi me gustaba que tu cuerpo puediera ser acariciado en cualquier momento con libertad, lo deje caer, al suelo y avanzaste un paso para que pudiera recogerlo y colocarlo en otra parte, solo cubierta por una minuscula braguita del mismo color que tu vestido me volvi a colocar tras de ti abrazando tu vientre y sintiendo el calor que emanaba tucuerpo, mis manos subieron hasta tus pechos, tomandolos cada uno con una mano y apretandome contra ti para que sintieras el deseo de mi miembro apretandose contra ti suavmente, un gemido se escapo al tomar tus pechos en mis manos y notar como tus pezones estaban erectos ya, los acaricie mientras seguia besandote y tu echabas hacia atrás ligeramente tu cabeza, para a continuación una de mis manos bjarla siguiendo tu vientre hasta introducirse bajo la braguita y llegar a acariciar los labios de tu sexo que estaban ya mojados y uno de mis dedos se introdujo en tu vagina, calida, empapada de tus flujos vaginales, y apretaste aun mas tu culito contra mi miembro duro, permaneci unos instantes masturbandote ligeramente con mi dedo en tu interior, hasta que lo retire para llevarlo a mi boca, y saborear la humedad que lo bañaba, deliciosamente sabrosa, justo a continuación, volvi a tus braguitas deslizandolas hacia abajo por tus piernas y te hice dar la vuelta para desplazarte contra la cama y estirarte en ella….observando tu cuerpo desnudo, y cada curva de tu cuerpo…tus pechos moviendose al respirar, tu vientre plano y maravilloso, y tu sexo palpitante y anhelante abierto ante mi…

A continuación me fui desnudando dejando la ropa a un lado, y te ayude a acomodarte sobre la cama besando de vez en cuando tus labios y recorriendo tu cuerpo con mis manos, lentamente, acariciando tus pechos y pezones, acariciando tu coñito humedo, y penetrandolo suavemnte con mi dedo, moviendolo en tu interior con delicadeza, esta vez al retirarlo lo lleve a tu boca, y justo al mismo tiempo pegue la mia, para saborear ambos el mismo licor….me aparte de ti justo cuando menos te lo esparabas y sin saber lo que estaba haciendo yo, regrese al cabo de unos instantes para tomar uno de tus brazos y rodearlo de un trozo de tela sedoso y acariciante por tu muñeca atandote a uno de los extremos de la cama, el proceso lo repeti con cada una de tus extremidades, hasta que quedaste totalmente inmovilizada, momento en el que me acoste a tu lado y volvi a besarte….susurraste en mi oido….no me vas a dejar tocarte?....si, mas tarde te conteste…..mi mano se perdio nuevamente entre tus piernas y tu respondiste con un arqueamiento de todo tu cuerpo, la palma de mi mano se apretaba y frotaba contra tu clítoris mientras los dedos se movian inquietos en tu vagina, y de vez en cuando con toda la mano hacia un poco de pinza para tirar ligeramente hacia arriba ytu levantabas tu culito siguiendo el movimiento de mi mano, al mismo tiempo mordisqueaba y lamia tu pezon, jugueteando con mi lengua en el, sintiendolo duro, y escuchando tus jadeos, que intentabas controlar, mordia ligeramente el pezon, sin hacerte daño, tirando de el hacia arriba y luego lo soltaba para volver a lamerlo y succionarlo, y mi mano cada vez estaba mas humeda de ti, segui haciendo mis caricias y besos, hasta que no pudiste aguantar mas y dijiste mi nombre, Toni, toni, toniiiii varias veces, momento en el que u gritito sofocado y una tension en todo tu cuerpo cerrando tus manos y volviendo a arquearte me dejaba comprobar tu orgasmo y como tu cara se transformaba en ese instante reflejando el placer que sentias….saque mi mano de tu interior…y acerque mi polla a tu boca, estaba muy dura, aunque tu no podias verla, intuiste que la acercaba y la tomaste en tu boca, succionandola avidamente mientras la iba introduciendo…yo necesitaba sentir tu lengua y tus labios, tu boca cobijandola y mamandola, pero tambien pense que tu en ese momento la querias sentir…y movias tu cabeza una y otra vez, dentro de un inmovilidad querias darme placer, pero te detuve….susurrandote, ya notas como me tienes, y como te deseo, pero ahora estoy concentrado en ti, solo en ti……en tu placer…volvi a bajarme de la camita y regrese de un salto, sorprendiendote al hacerte saltar sobre la cama, donde permanecias aun inmovilizada, llevaba en mis manos algo frio…que goteaba y lo acerque a tus labios, para que las gotitas fueran cayendo sobre ellos, inmediatamente tu lengua lamio las gotas y acerque el cubito de hielo a tus labios para que pudieras calmar tu sed y refrescarte ligeramente….lo lamiste con la lengua y luego lo aparte de alli para dejar que goteara sobre cada uno de tus pezones que se habian relajado, pero que instantáneamente al sentir el frescor helado de las gotas de agua se endurecieron, deje caer gotas sobre ambos y luego aplique el cubito sobre tu pecho, bordeandolos y sin apretarlo demasiado para que no sintieras la quemazon del frio, dibujaba un rastro de humedad en tu cuerpo, descendiendo serpenteando por tu vientre hasta tu pubis….alli lo levante y ahora lo deje gotear sobre tu clítoris que asomaba entre los labios y mientras separaba con una mano los labios de tu sexo, dejaba caer gotas heladas en el….mojandolo aun mas, para instantes después pegar mi boca a el, y beber la mezcla de jugos y agua fria que lo mojaba, mientras las gotas caian sobre ti, sentias com alfilerazos de placer con cada una, y los gemidos volvian a escaparse de tu garganta…al sentir mi lengua en tu coñito, los gemidos fueron mas intensos y lamia, chupaba, y besaba cada milimetro de el…muy despacio, y volvia a dejar caer gotas heladas sobre el…llevándote hasta muy cerca del orgasmo, pero entondes meti el cubito en mi boca y empece a comerte y lamerte con el en la boca, tu vagina se abria y cerraba ante mi y dejaba salir el cubito menos frio por la saliva hasta la entrada de ella y lo apretaba con la lengua dentro de ti….para al instante succionar con fuerza para sacarlo y asi una y otra vez, mientras se iba reduciendo, el calor de tu sexo, contrastaba con el frescor del hielo, pero el place que sentias era imposible describir, ya no gemias, gritabas, quedamente, pero gritabas, y llego un momento en que el cubito ya mas reducido lo deje en tu vagina mientras me concentraba en tu clítoris buscando llegar a tu orgasmo, y mis manos subieron hasta tus pechos mientras lamia, y mordisqueaba y besaba tu clítoris, con tu vagina fundiendo el cubito y tu retorciendote de placer jadeando, gimiendo y gritando, hasta que nuevamente, otro orgasmo te sacudio, con mucha mas intensidad que el primero, deje de lamer tu clítoris en el instante de maxima relajación y me quede mirando como arqueada como estabas un hilillo de agua salia de tu vagina, derramandose sobre las sabanas, el hielo fundido del todo y bebi directamente de ti las ultimas gotas de hielo mientras volvias a quedarte relajada unos instante, y te escuchaba diciendome que tte estaba volviendo loca, y que nunca habias sentido tanto placer…..me coloque sobre tu cuerpo, apretandome a ti y besando tu boca que esperaba ansiosa aquel beso, mientras mi polla durisima y palpitando como loca se introducia en tu sexo empapado, resbalando poco a poco dentro de ti, hasta llenarte completamente, separaste tu boca de la mia, para decirme que estabas desenado sentirme dentro de ti, notar como te llenaba, que cuando estabas conmigo te convertias en otra persona, que lo que sentias no podias explicarlo, pero que habias querido gritar mientras te lamia que te la metiera de una vez o te volverias loca, y que eso, nunca lo habias dicho, y que ahora mismo eras feliz, te sentias rebosante de deseo, invadida por la lujuria y solo querias sentirme dentro de ti, y volviste a besarme mientras te hacia el amor, mientras te penetraba moviendome, notando como mi miembro entraba y salia, necesitabas respirar del calor y el deseo pero mientras te penetraba volvias a decir mi nombre, oh Toni, toni…si, me gusta tanto lo que me haces sentir…y volvias a besarme, empujabas con fuerza tu culito acompañando mi penetración y tu clítoris se frotaba contra mi vientre, mis testículos chocaban contra los labios de tu vagina y yo queria que te corrieras conmigo, porque ahora yo tampoco podia aguantar mucho mas, aprete tus pechos entre mis manos, y los dos pareciamos poseidos, empujando, penetrandote, absorbiendome, la cama ñiñigueaba con cada empujon con cada movimiento, y gritaste ya toni ya, no puedo mas , me voy….y yo me fui contigo, mi leche salio disparada dentro de tu vagina, mientras tu la apretabas como si la ordeñaras con ella, los dos cuerpos parecian en tension…sin parar de movernos mientras yo eyaculaba sin parar, tras el primer orgasmo tuyo segui moviendome dentro de ti, mi eyaculacion fue larga y muy intensa, la leche se desbordaba por la comisura de tus labios mientras mi miembro seguia entrando y saliendo y tu tuviste un segundo orgasmo tambien muy intenso tras el cual nos detuvimos ambos…cayendo sobre tu cuerpo y besandonos nuevamente….permanecimos asi unos minutos, hasta que me asli de ti y te libere de los pañuelos de seda que te tenian inmovilizada y cada vez que liberaba una de tus extremidades te masajeaba la parte que habia estado atada, y la besaba hasta que quedaste libre, entonces dijiste te puedo tocar ya? Y te dije sonriendo que si, y me vas a quitar ya la venda de los ojos? Alo que te respondi aun no, entonces tu te giraste buscando con tu mano mi miembrao y colocandome a mi sobre la cama te colocaste sobre mis rodillas y tomaste mi polla para acariciarte los pezones con ellos, que seguian estando duros, te giraste para sentarte sobre mi cara y volvi a lamer tu sexo, que mantenia restos de mi propio semen, lo lami, lo chupe y succione mientras tu seguias acariciando mi polla entre tus pechos y pezones y luego la tomabas en tu boca, succionandola, recogiendo mi leche, tus jusog mezclados, mi lengua se paseaba por tu sexo hasta tu ano y meti uno de mis dedos en el mientras comia tu coñito, que me volvia loco, y notaba como seguias mamandome cada vez mas fuera de nosotros mismos, abandonados y entregados al placer que dabamos y recibiamos, el tiempo pasaba sin que nos dieramos cuenta, y volvi a correrme esta vez en tu boca, y sentia como lo tragabas y no dejabas que se escapara ni una sola gota mientras en tu ano ya habia dos deditos que se movian al mismo tiempo y ritmo que mi boca en tu vagina y clítoris….

Te corriste nuevamente en mi boca y bebi de ti nuevamente, nunca me cansaria de recibir esa pequela oleada de jugos que salen de tu coñito, y que son el mas delicioso de los licores, te incorporaste y entonces me dijiste que ya nopodias soportar mas sentir la venda cubriendote los ojos y te dije que ahora te la podias quitar, y sin moverte de encima de mi boca, y aun sintiendo en tu ano mis deditos que seguian jugueteando, te la quitaste, para al principio frotar tus ojos y acomodarlos a la luz despue de tanto rato de oscuridad, te quedaste perpleja y asombrada al ver que enfrente de ti una enorme pantalla de video estaba mostrandote a ti, mirandote desnuda sobre mi cara, y te quedaste sorprendida que casi no sabias que decir, me movi para retirar mis dedos de tu culito y te sentaste sobre la cama, diciendo, estas loco, estas loco, pero sonriendo al mismo tiempo y te giraste para mirarme, lo has grabado todo? Y yo le dije que si, te pusiste colorada nuevamente, y me dijiste y que piensas hacer con esa cinta de video? Y yo te conteste que de momento regalartela, porque quizas asi te sentirias mas tranquila, pero que si la querias destruir la destruia aunque pense que quizas antes de eso te gustaria ver lo que habiamos hecho y que solmente habias sentido, aun colorada como un tomatito, sonreiste y me besaste, estas loco, repetias, y reias, pero eso es lo que me gusta de ti, que me sorprendes siempre, no, no la destruyas, pero me la quedare yo…aunque ahora…ahora no quiero verlo todavía, mas tarde quizas ahora deseo otra cosa dijiste mirandome con mucho mucho deseo en tus ojitos maravillosos y volviste a besarme…

1 comentario:

Stormy dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
 
Copyright by El Tejado del Gato 2005-2006-2007-2008-2009